Monday, October 28, 2013

Signos Y Símbolos

En la era del 'multitask', y del lenguaje publicitario, se lee la realidad con una economía de símbolos que, a pesar de ser ramplona y simplista, es inapelable, porque pareciera que el mensaje está legitimado por el medio, como cuando decían, 'lo dijeron por televisión', o es verosímil, porque apela a un golpe de efecto, como un chiste bien contado. Cuando un político planea una campaña debe buscarse un buen publicista, o en el caso de los programas de contenidos, un editor de audio que encuentre contradicciones a fuerza de escarbar en archivos, para escrachar a alguien que se desdice, comete actos fallidos, o tiene alguna opinión vehemente sobre el uso de drogas, o se muestra partidario de la 'mano dura'. Si logro, mediante la edición de video, dejar a fulano mal parado, apelando al blanco y negro, la ralentización, el copiar y pegar momentos de dubitación, fulano pasa del lapsus momentáneo a la ruina moral. En estos tiempos en que el circo romano se trasladó a la pantalla de tv o a la torre de Babel de las redes sociales, se es carne de los leones desde el momento en que se hacen públicas las opiniones, más aún si van en contra del fariseísmo reinante, el clima de complacencia generalizado en que el que se apasiona, se expresa rotundamente, o se compromete a romper con el consenso tácito, queda en evidencia, como desnudo ante las bestias, y es devorado, presa del éxtasis momentáneo de unos cuantos rostro sin nombre, que sólo sirven a la recreación del insaciable apetito de los internautas, o los espectadores, siempre ávidos de sangre fresca.


2 comments:

Alu said...

"Ya que se escribe en público de pecados secretos, me he propuesto escribir en secreto de pecados públicos."

maldoror said...

¿Es por eso que no se puede acceder su blog?